Inicio TESTIMONIOS

TESTIMONIOS

Testimonios de lucha por la justicia. Militantes cristianos

Rovirosa, maestro de la espiritualidad de encarnación

0
Guillermo Rovirosa es uno de los principales maestros contemporáneos en la espiritualidad de encarnación. El rigor teológico y filosófico, la profundidad de sus escritos y...

El compromiso bautismal (Guillermo Rovirosa)

0
“Se suele presentar el Bautismo como contrato, y no seré yo quien lo niegue. Lo que quiero decir es que se trata de un...

¡Hemos desechado la humildad! (Guillermo Rovirosa)

0
ALGO GRANDE Guillermo Rovirosa El pecado original nos ha metido a todos los hombres, desde Adán para acá, el afán de ser como dioses. A la...

«Aprendices» (Guillermo Rovirosa)

0
Guillermo Rovirosa Aprendiz es el que aprende. Y sólo puede dejar de serlo quien no tenga nada que aprender porque ya lo sabe todo. Y...

John Henry Newman (1801-1890), un santo para nuestro tiempo

0
El próximo 13 de octubre el Papa Francisco canonizará, junto con otros cuatro beatos, al cardenal John Henry Newman (1801-1890). Un santo que, por...

Mandamiento del amor (Guillermo Rovirosa)

0
Todos los mortales de la especie humana poseemos una experiencia personal suficiente para poder estar seguros de que en los asuntos de amor no...

Juventud y militancia cristiana

0
Julián Gómez del Castillo (militante cristiano pobre) 1924-2006 Uno de los desprecios u ofensas más graves de nuestra sociedad hacia la juventud, es la de hacerla...

Dostoyevski en la Teología del siglo XX

0
Con los personajes de sus novelas, Dostoyevski manifestó la profundidad del misterio del mal, de la miseria humana y del pecado, la redención en...

D. Tomás Malagón, el sacerdote que creyó en los pobres

0
Desde la otra España Cuando Tomás Malagón volvió al seminario tras la guerra civil venía de la otra España. Para él los militantes obreros que...

Aprendiendo de la Rosa Blanca

0
¿Qué aprendieron los miembros de la Rosa Blanca de Newman sobre la conciencia?. Aprendieron que la conciencia no podía ser ignorada o manipulada. Aprendieron...